La voz de los cuerpos que callan

Creación Literaria
Poesía
Fotografía cortesía de la autora

Por Nabanni Pereyra Rivera

Cualquier minoría que esté en disputa por sus derechos
se la va a categorizar de violenta,
porque es parte de la lucha.
Las mujeres merecemos un lugar digno
donde podamos respirar libertad, justicia y vida.
Tenemos derecho a pensar en un futuro
lejos de la muerte y la violencia.
La atrocidad de estos días hace que estas palabras parezcan utopías.
¿Te digo qué ha pasado en las últimas semanas
o ya has saciado tu morbo mirando las fotografías de Ingrid?
Hay que ser ácido para aguantar tanto odio.